Cómo combatir el colesterol con la homeopatía

homeopatia

Se habla mucho de la homeopatía, sobre todo para tratar patologías crónicas o psicosomáticas, lo cierto es que también puede ser beneficiosa para muchas otras más, como es el caso de la hipercolesterolemia, en donde si bien, no deben faltar una alimentación saludable y un buen plan de ejercicios físicos periódicos ésta rama de la medicina, nos puede ayudar a obtener más beneficios a la hora de reducir sus niveles.

A veces el colesterol sube y los índices elevados son nocivos para nuestro organismo. Ya hemos hablado de cuales son sus características y de como se manifiesta en otras oportunidades, y recordaremos específicamente que cuando se eleva , se acumula en las arterias, las obstruye y puede desencadenar enfermedades como la arteriosclerosis, Hipertensión arterial y los riesgos cardiovasculares.

La homeopatía respecto al colesterol alto tiene como objetivo reducir la concentración de esta grasa en sangre, pero se debe indicar teniendo en cuenta la personalidad del paciente y buscar el remedio homeopático específico contra el colesterol alto.

La homeopatía propone como complemento a todos los tratamientos contra los niveles elevados de colesterol algunas medicaciones específicas, pero que siempre deben estar controladas por un especialista homeópata.

Ejemplos de medicamentos homeopáticos  son:

  • Barytia carbónica: se administra, en las enfermedades de la vejez, Arteriosclerosis, hipertensión,  Aneurismas y Acúfenos.
  • Kalium phosphoricum: Este es un medicamento que contribuye con la función cerebral, Mejora la memoria, en casos como arteriosclerosis, Vértigo y acúfenos.
  • Aurum: Se indica en casos como el anterior de arteriosclerosis intensa, depresión psíquica, induraciones tisulares, y Plétora.
  • Aesculus: Regula la circulación periférica y linfática
  • Secale cornutum: Parestesias, y problemas de circulación periférica.
  • Viscum album: Se indica en casos de vértigo repentino, y tiene efecto antiesclerótico.
  • Crataegus: Corazón senil, Tónico cardíaco, vasodilatador coronario, y angina de pecho.
  • Kalium carbonicum: arritmia cardíaca y para aumentar la fuerza y el rendimiento del corazón.

Estos son algunos de los ejemplos de medicamentos homeopáticos, que beneficiarían a la hipercolesterolemia, colaborando en bajar sus niveles en la sangre y previniendo aquellas consecuencias que esta enfermedad puede desencadenar en el organismo, ya que además ayudan a que él mismo comience con su proceso de desintoxicación y progresiva mejoría.

Es importante recordar que estos medicamentos deben ser prescriptos y controlados por médicos homeópatas debidamente certificados. Esta recomendación se basa no sólo en que estos preparados son considerados medicamentos, sino que en muchas ocasiones hay productos falsificados que dicen contener sustancias que en realidad no tienen o poseen otras que pueden ocasionar muchos efectos secundarios sobre la salud.

Foto: Gracias a Bindaas Madhavi