Por qué hay cada vez más personas con sobrepeso y obesidad

Hoy en día el sobrepeso y la obesidad son dos enfermedades con características de epidemia. Para explicarlo de una manera simple podríamos decir que para mantener el peso saludable se necesita un equilibrio entre ingresos y egresos. Cuando durante cierto tiempo, una persona come más de lo que “gasta”, aparece el sobrepeso o la obesidad.

Una de las explicaciones a este fenómeno se debe a transformaciones culturales y sociales. Las poblaciones se alejan cada vez más de sus alimentos y métodos de preparación tradicionales para consumir alimentos procesados y producidos industrialmente, que por lo general son más ricos en grasas y calorías.

En esta época es mucho más fácil, práctico y cómodo ordenar comida por teléfono que prepararla en la casa. Hijos de la televisión, los más jóvenes de las sociedades de hoy están familiarizados con gran cantidad de publicidad de golosinas, postres, facturas, gaseosas. Así nuestro sistema alimentario se acostumbra a continuar su consumo. Por esto es necesario cambiar muchos hábitos con respecto a las comidas y modificar algunas conductas.

Otro factor importante es el incremento del sedentarismo y algunas explicaciones se centran en la aparición de las nuevas tecnologías. Muchas innovaciones tecnológicas reducen el gasto energético, por ejemplo, antes era posible quemar un gramo de grasa al bajar o subir la ventanilla del auto pero ahora esto funciona de manera automática; hoy en día el paseo a la plaza se cambio por el juego en la casa con la Playstation. Son estas comodidades las que generan hábitos sedentarios y producen cambios drásticos en el modo de vida de las sociedades.

El exceso de peso no distingue sexo ni edad, sin embargo, aumentan los porcentajes cada vez más en la gente joven. Para prevenirse del sobrepeso y llevar una alimentación saludable existen algunas recomendaciones a tener en cuanta. Consumir alimentos naturales (como frutas y verduras) que generan mayor saciedad, respetar las cuatro comidas del día, reducir el consumo de sal, aumentar la actividad física cotidiana (disminuir el uso del automóvil) e incorporar una actividad aeróbica (caminar).

NOTA: Este post ha sido editado para mejorar la calidad de su contenido….