La ortorexia y sus consecuencias

Debido a una dieta tan restrictiva muchos ortoréxicos dejan de consumir alimentos esenciales como son las grasas, las carnes y otros grupos de alimentos, que por lo general no son reemplazados por otros que ofrezcan los mismos complementos nutricionales.

Los ortorexicos llegan a padecer desequilibrios dietéticos y nutricionales y por ende, tiene déficit de vitaminas y minerales, osteoporosis, anemia, hipotensión, etc.

Los ortoréxicos, a raíz de su enfermedad padecen de ansiedad, depresión, hipocondrías, hipervitaminosis o hipovitaminosis y en aquellos estados más avanzados, sufren de trastornos obsesivos compulsivos con respecto a la alimentación.

Su obsesión en casos muy extremos, se centran en la dieta pero además en la elaboración de los alimentos y en los recipientes, que van a ser consumirlos, eliminando todos aquellos utensilios que no sean de madera o cerámica.

Esta obsesión por la comida sana llega hasta límites extremos que si no consiguen controlar lo que comen, les origina mucha intranquilidad e inseguridad.

Es preciso para poder resolver este grave problema, tener control psicológico y recibir ayuda de profesionales que estén capacitados, es fundamental la prevención y el diagnóstico precoz para su recuperación.

Os traigo algunos criterios para diagnosticar si una persona padece de ortorexia:

  • Piensan todo el día en lo que van a comer o dejan de comer, este es un pensamiento que los acompaña siempre y al que le asignan gran parte del día, al menos tres horas diarias, de lo que se supone que se trata de una verdadera obsesión.
  • Tal es su preocupación por la calidad de los alimentos, que se olvidan casi del placer que resulta el consumirlos.
  • Tienen un sentimiento de culpabilidad muy grande, cuando no cumple con sus convicciones dietéticas y, si se tientan en consumir algún alimento prohibido para ellos, se penan haciendo un régimen aun más estricto o el ayuno total.
  • Programan siempre las comidas del día siguiente.
  • Se aislan por completo socialmente, a raíz de su clase de alimentación, ya no concurren a bares y restaurantes y omiten ir a las reuniones familiares y de amigos por miedo a comer algo que está prohibido para ellos.
  • Su calidad de vida se ve disminuida acorde su trastorno ortoréxico es mayor.

NOTA: Este post ha sido editado para mejorar la calidad de su contenido….