Qué es la cetoacidosis

Las personas que padecen de diabetes, cuando el cuerpo carece de insulina o esta funciona mal, no pueden absorber la energía que le proveen los alimentos. En esa necesidad energética el organismo descompone la grasa que es energía almacenada, justamente para esos momentos.

Este proceso deja residuos en el organismo de la persona diabética llamados cetonas, que poco a poco se van acumulando en la sangre, mientras más cetonas haya más ácida se volverá la sangre, en los tejidos del cuerpo, y se produce lo que se llama cetoacidosis. (Se diagnostica cuando alcanza niveles de 300 mg/dl de glucosa en sangre).

Síntomas

  • Aliento característico (avinagrado).
  • Deseo constantes de orinar y muchísima sed.
  • Fatiga y pérdida de peso.
  • Disminución del apetito, dolor de cabeza.
  • Náuseas y vómitos, respiración acelerada, y dolor o rigidez muscular.
  • Respiración acelerada y profunda
  • Dolor de estómago

Estos síntomas, pueden concluir con confusión mental y desencadenar un coma, por lo que ante la aparición de cetonas en sangre, se debe concurrir rápidamente al médico o al hospital. La cetoacidosis no suele ser frecuente en personas que padecen diabetes de tipo II, y solo suelen padecerla bajo situaciones extremas de estrés.

Para detectar las cetonas, debemos utilizar tiras reactivas parecidas a las de uso para detección de glucosa en sangre, y se compran en farmacias. se deben respetar los colores de la escala que aparecen en el envase, la tira se moja en orina pero aconsejamos el método de micción: orinar antes, para limpiar residuos de glucosa que no corresponden a ese momento beber agua y unos minutos después realizar el test.

El examen de cetonas se puede usar en la diabetes tipo 1 para detectar cetoacidosis temprana. Este examen por lo regular se hace usando una muestra de orina. El examen de cetonas en la sangre también está ahora disponible, pero es más costoso que el examen de orina.

Cuando hacer el examen

  • Cuando el azúcar en la sangre es superior a 240 mg/dL.
  • Durante una enfermedad como neumonía, ataque cardíaco o accidente cerebrovascular.
  • Cuando se presentan náuseas o vómitos.
  • Durante el embarazo.

El objetivo del tratamiento es corregir el alto nivel de glucosa en la sangre con insulina. Otro objetivo es reponer los líquidos perdidos a través de la micción y el vómito. Esta afección puede convertirse en una emergencia médica. Llame al médico ante la menor duda  si nota los síntomas iniciales de la cetoacidosis diabética.

Nota: Este post ha sido editado para mejorar la calidad de su contenido…