Eucalipto, para combatir enfermedades

Además de los ya mencionados usos contra enfermedades invernales, el eucalipto posee otras propiedades, como antisépticas, y es muy útil para combatir algunos tipos de enfermedades urinarias. Así mismo, su contenido de taninos lo convierte en el ideal, en caso de diarreas por su alto poder astringente.

Posee propiedades hipoglucemiantes, lo que disminuye los valores de azúcar en la sangre, y puede emplearse como complemento en tratamientos para la diabetes, consumiendo tres veces al día una infusión preparada con sus hojas. Gracias a sus propiedades antisépticas, el eucalipto puede emplearse para el tratamiento de afecciones de la piel, como heridas, cortes y arañazos, y en el caso de heridas más profundas como llagas, herpes o acné, es recomendable embeber un algodón con infusión de eucalipto para desinfectar.

Para la artritis reumática se puede utilizar la infusión para realizar masajes, o adquirir su aceite esencial, que es un muy buen calmante para estas patologías, se puede aplicar también en casos de artrosis.

Por otro lado es muy bueno para combatir el mal aliento, (halitosis) y en casos de alteraciones nerviosas o cardíacas, se puede preparar una infusión con un puñadito de hojas secas en una taza de agua, dejar reposar unos minutos y beber tres tazas al día, endulzando con miel.


Warning: A non-numeric value encountered in /home/katxumoto/saluddiaria.com/wp-content/themes/Newspapernew/includes/wp_booster/td_block.php on line 326