Cómo se diagnostica y trata el cáncer de ovarios

El diagnóstico a tiempo de cualquier tipo de cáncer es la mejor forma de que tenga un tratamiento exitoso y que acabe por completo con él. Y el cáncer de ovario no es la excepción por lo que es bueno que sepas como se diagnostica usualmente. En algunas ocasiones un doctor puede sentir una masa dentro o fuera del ovario durante un examen pélvico de rutina.

También alguna de esas masas pueden ser vistas durante un ultrasonido, pero la mayoría de esos bultos o masas no son cáncer. La única forma de que tu doctor sepa con seguridad que tienes cáncer de ovario es tomando una biopsia durante una cirugía, en ella el cirujano hace una incisión en tu abdomen para mirar dentro de tu cuerpo. Durante esa cirugía él removerá los tumores que encuentre y los envía al laboratorio que le de un diagnóstico.

La cirugía también es el tratamiento principal para este tipo de cáncer, mediante ella tu doctor removerá todos los tumores que pueda ver, lo que usualmente requiere sacar uno o los dos ovarios y algunas veces incluso las trompas de Falopio y el útero completamente. Después de esta cirugía lo más común es que se haga una quimioterapia que es el tratamiento con químicos que matan las células cancerígenas.

Esta clase de cáncer en ocasiones regresa después del tratamiento, por lo que tendrás que hacerte exámenes regularmente durante el resto de tu vida. Ten en cuenta que este cáncer es muy serio, pero una gran cantidad de mujeres sobreviven a él. Todo depende de tu salud general y de tu edad, así como de si quedó algo de él después de la cirugía y si se ha esparcido a otros órganos.